Historia de la Osteopraxia Energética

Osteopraxia energéticaLa Osteopraxia Energética es eficaz en la eliminación de patógenos, virús y elementos de desecho del sistema linfático. Diversas investigaciones científicas como la realizada por el Dr. Ornegoson cirujano Frances, el cual demostró que todas las funciones biológicas son enormemente sensibles a los campos magnéticos y su influencia, y por tanto, el adecuado equilibrio de la polaridad del organismo, puede ser determinante para una calidad de vida óptima.

Las investigaciones relevaron que la aplicación específica de imanes en polo negativo o norte, aceleraban todos los procesos beneficiosos para el organismo y el punto o zona donde se aplicaba el imán.

La historia reciente de la Osteopraxia Energética, cuenta con relevantes pruebas y evidencias previas a su desarrollo. Hoy, nos llega a España una fabulosa terapia cuya técnica se basa en la aplicación de Biomagnetismo, (iniciado en 1958  por los médicos Nakawaka y Mesmer, y posteriormente desarrollado por el Dr. Goiz) junto con los conceptos de la digitopuntura tradicional, la quiropráctica y la osteopatía.

Al igual que el Dr. Richard Broeingmeyer, cuyas pruebas resultaron en un importante paso en la investigación y desarrollo en la terapia con imanes para equilibrar el ph del organismo, ya que este en caso, mantenerse fuera del rango óptimo de salud, (por encima o por debajo de un ph de 7,3, el organismo comienza a fallar) puede acidificar todo el sistema, medio idóneo para la proliferación de patógenos, virús y bacterias no beneficiosas.Se constató, además de esto, que la terapia de imanes estimulaba los procesos de regeneración (estímulo trófico celular), aumentaba el ATP, la sintesis protéica y la activación enzimática.

Columna vertebralLa Osteopraxia Energética, está basada en la magnetoterapia y el biomagnetismo terapéutico como base de aplicación, teniendo en cuenta los meridianos energéticos establecidos en la acupuntura (trasbasados como digitopuntura, al no usarse agujas) y en los princpios de la quiropraxia en cuanto los nervicios implicados en el funcionamiento de los organos, y el conjunto estructural de la osteopatia (que conjuga la parte sacreo-craneal, visceral y estructural musculo-esquelética). 

En 2010, el bioquímico y Doctor quiropráctico Bell H. M., estableció en Los Angeles una teoría determinando que, "las pruebas realizadas con varios pacientes, indican que tanto en caso de patologías que cursen con o sin dolor, como en infestaciones bacterianas no severas, aplicando imanes no solamente en la zona de dolor, si no la parte de la columna conectada a esa zona, puede incrementar la capacidad del tratamiento inicial hasta un 95%". Esto llevó al Dr. Bell a realizar más pruebas añadiendo para ello al proyecto a su compañero, M. Josckvell Pastrana, osteópata mexicano reconocido y masajista tradicional.

A los 6 meses, pudieron determinar que con más de 50 personas con diversas dolencias entre las que se encontrabala fibromialgia, artritis, artrosis y migrañas, la aplicación de terapias de imanes, reforzada con los principios de otras técnicas como la digitopuntura, la osteopatia y los conocimientos quiroprácticos, se obtenia una técnica nueva, una terapia basada en otras ya existentes que al unirse formaban una sinergia significativa. Finalmente, se recogen todos esos conceptos, pruebas e investigaciones para formular lo que se conocería como Osteopraxia Energética.

La formación del terapeuta en O.E., contiene abundante estudio sobre anatomía, fisiología y energética, así como la correspondiente materia en magnetismo y biomagnetismo, pues entendemos como un todo, un conjunto de técnicas que conforman la terapia, la técnica final en si misma.

Más info., en la web oficial.

Artículo publicado el 22 Mayo 2012. Última modificación el 18 Enero 2014. Valoraciones: 4.3 de 5 en 6 votos.