7 acciones para equilibrar razón y emoción

Equilibrando la emoción y la razón - 7 accionesEquilibrar Razón y emoción es el objetivo principal de lo que actualmente llamamos . Este equilibro nos proporciona salud mental y por tanto física, armonía y bienestar a diversos niveles.

Pero alcanzar este equilibrio no es tarea sencilla ni inmediata. Podemos decir que estamos toda nuestra vida continuamente re-equilibrándonos debido a los avatares que nos van surgiendo y a los que tenemos que hacer frente.

Y para conseguir este continuo objetivo tenemos a nuestro alcance una gran cantidad de estrategias que podemos poner en marcha ya mismo. Estas herramientas podemos englobarlas en grandes grupos:

1. Respira

Cuando paramos y tomamos aire todo se vuelve en calma. Estos momentos de serenidad nos permiten tomar una perspectiva diferente de la situación que estamos viviendo y por tanto volver a conectar con nuestra esencia y encontrar el equilibrio entre Razón y Emoción.

Respira, relájate, medita... el equilibrio está en la pausa entre inspiración y expiración.

2. Improvisa

Improvisa, déjate llevar, fluye... que todo a tu alrededor sea algo que te acompaña en tus actos. De esta manera estarás en conexión con el mundo, la naturaleza y la realidad. En este estado eres uno contigo mismo e inalienable.

Que tu Ser sea en la Realidad y te fundas con ella siendo Uno.

3. Crea

La creatividad es una de las herramientas más importantes, agradables y potentísimas para alcanzar el equilibrio entre Razón y Emoción. Pintar, bailar, esculpir... te hace ser tú mismo sin máscaras ni falsas interpretaciones.

Crear nos hace vivir en el flujo eterno de la vida.

4. Lee

La lectura activa nos introduce en una realidad vivencial que nos empapa y se introduce en nuestra alma. Este hecho hace que aprendamos a manejar de mejor manera la forma de gestionar la Razón y Emoción.

Abre un buen libro y empápate de conocimientos y sabiduría milenaria.

5. Haz ejercicio

Gracias al ejercicio activamos nuestro cuerpo y por tanto estamos transmutando energía que nos aporta fuerza, alegría y entusiasmo para seguir trabajando en pos de ese deseado equilibrio entre Razón y Emoción.

Hacer deporte nos conecta con nuestra verdadera naturaleza como hijos de nuestra madre tierra.

6. Comparte

Normalmente estamos tan encerrados en nosotros mismos que nos somos capaces de ver más allá de nuestros ojos. Esto genera una ruptura en el equilibrio entre Razón y Emoción y por tanto afecta negativamente a nuestra salud y bienestar.

Dar, regalar, compartir... son actos que nos conectan con nuestra verdadera esencia divina y con la esencia divina de los demás.

7. Ama

Amar de corazón, incondicionalmente, es la manera más potente y efectiva de alcanzar el equilibrio entre Razón y Emoción. Cuando amamos estamos cumpliendo con nuestra misión y con el mandato divino con el que vinimos a esta existencia actual.

Cuando amamos sentimos que somos uno con el amado, ya sea nuestra pareja, un hermano, un amigo o una flor. Sentir la Unidad divina nos engrandece como seres humanos y nos hace conectar con la clave entre la Razón y Emoción.

Carlos Postigo

Artículo publicado por Carlos Postigo el 21 Febrero 2016. Valoraciones: 4.8 de 5 en 29 votos.