Constelaciones familiares o sistémicas

Curso/Taller · Presencial

Una forma muy efectiva de trabajar patrones repetitivos, bloqueos o situaciones importantes de nuestra vida.
Organizado por Esther Rodríguez
Evento realizado anteriormente en Cornellà de Llobregat (Barcelona).
Infórmate sobre las próximas fechas del evento.

¿Qué son?

Las constelaciones es un taller de grupo dentro de la terapia sistémica, basado en el psicodrama, pero la gran diferencia es que la persona interesada no interviene de forma directa, solo observa como otros componentes del grupo representan el sistema sobre el que desea trabajar.

Los primeros patrones de relación social se establece en el grupo familiar, dichos patrones son los que luego solemos repetir en los siguientes grupos a los que pertenecemos, marcando una dinámica en nuestras relaciones y en nuestra actitud ante la vida y sus situaciones. Sobre esto se trabaja en una constelación.

Como se desarrolla una constelación:

Es necesario contar con un grupo de personas ya que es una experiencia vivencial.

La persona que quiere constelar selecciona, guiándose por su intuición, unas personas del grupo, para que representen a los componentes que integran su sistema, incluyendo un representante de sí misma.

Sitúa a estos representantes en el centro del lugar elegido para realizar la constelación, colocándolos según cree conveniente en ese momento, estableciéndose así la primera imagen posicional de cómo está la relación de dicho sistema.

El coordinador va guiando el proceso hasta llegar a una nueva posición de “imagen-solución” a la que se llega a partir de los movimientos que surgen entre ellos, como resultado de las preguntas realizadas por el coordinador.

¿Cuándo es aconsejable constelar?

  • Cuando se repiten procesos familiares a lo largo de generaciones.
  • Cuando hay bloqueos permanentes que por más que se desee no acaban de solucionarse.
  • Para conocer cómo funciona un sistema de relación, ya sea de pareja, familiar, laboral o cualquier grupo al que se pertenezca.
  • En momentos de cambios o decisiones importantes.
  • En situaciones de crisis o acontecimientos especiales.
  • En destinos repetitivos.