Curso de 8 semanas de mindfulness y autocompasión

Programa de 8 semanas de entrenamiento en autocompasión para aprender a aceptarse y cuidarnos con amor y ternura, en lugar de la dureza y la crítica.

Otros eventos que te pueden interesar

Datos de contacto

El evento no tiene actualmente convocatorias activas.

Entra en contacto con el organizador del evento para conocer nuevas convocatorias para este evento.

Contenidos del curso

Los contenidos del curso promueven el desarrollo de la actitud compasiva y la profundización en la aceptación completa de nosotros mismos, de los demás y de las situaciones que nos envuelven.

También favorece el aprender a responder de forma óptima al dolor y al sufrimiento (en lugar de activarlo continuamente con nuestro rechazo, abordarlo con una actitud compasiva y ecuánime). Esto nos permite avanzar y no bloquearnos constantemente por las situaciones dolorosas y pesares.

Asimismo potencia y consolida en nosotros la capacidad de apreciar las cosas positivas de nuestras vidas.

Objetivos:

  • Aprender a tratarnos con ternura y amabilidad
  • Disminuir la crítica y el diálogo negativo cuando las cosas no nos sale bien o como nos gustaría
  • Cultivar sentimientos de conexión y ecuanimidad con todas las personas que existen a nuestro alrededor
  • Conocer las principales investigaciones y la evidencia científica sobre la que se sustenta la compasión
  • Trabajar con las relaciones difíciles
  • Aceptar y ver de otra manera tus defectos y heridas

¿En qué consiste?

Este curso se ha diseñado para cultivar las habilidades de Mindfulness y Autocompasión. Se basa en la investigación realizada por Kristin Neff, asociada con la perspectiva clínica de Christopher Germer. MSC enseña una filosofía pragmática y una práctica cotidiana que permite a los participantes responder a las emociones difíciles con amabilidad y comprensión.

Las tres piezas clave de la Autocompasión son la amabilidad, el sentido de la humanidad compartida y la atención plena:

La amabilidad disuelve nuestro sufrimiento, nos aporta cobijo y serenidad.

La humanidad compartida nos ayuda a abrirnos a las demás personas en momentos de dificultad, cuando tendemos a aislarnos, y así nos damos cuenta de que no estamos solos.

Con la atención plena residimos en el momento presente, y esto nos permite aceptar nuestra experiencia -sea la que sea- con fluidez y aceptación.

La Autocompasión puede ser aprendida y practicada por cualquier persona, inclusive aquellos que no recibieron afecto suficiente de niños o que no se sienten cómodos tratándose con amabilidad. Es una actitud de coraje, con la aprendemos a mirar frente a frente al dolor, incluido el dolor que nos infligimos a nosotros mismos mediante la autocrítica o el aislamiento.

La Autocompasión nos aporta fuerza emocional y la capacidad de curación de nuestras heridas, lo cual nos permite reconocer nuestros defectos, perdonarnos a nosotros mismos. También nos motivamos con la bondad, el cuidar de los demás, y el ser plenamente humanos, personas auténticas.

La investigación científica sobre el tema, que se encuentra en creciente expansión, evidencia cada día más que la autocompasión está asociada claramente con el bienestar emocional, menor ansiedad y depresión, el mantenimiento de hábitos saludables como la alimentación y el ejercicio, y relaciones personales más satisfactorias.

Evento realizado anteriormente en  Granollers, Barcelona