Neuropsicología

Por: Gretel
Resumen:

La neuropsicología se encuentra en el punto de encuentro entre la neurología y la psicología. De hecho, a partir de esta disciplina, se estudia cómo la actividad de nuestras estructuras cerebrales, tiene relación con las conductas del ser humano. 

En este sentido, también estudia y analiza las consecuencias que las posibles alteraciones, patologías o lesiones de las estructuras cerebrales, tienen sobre los procesos psicológicos y sobre la conducta del hombre.

La aplicación de la neuropsicología es variada, pudiendo ejercer desde diversos ámbitos, como el clínico, el académico o el de investigación.

Alexander Luria, médico ruso (1902-1977), es considerado uno de los fundadores de la neuropsicología.

La neuropsicología se ubica en la intersección de los campos de la neurología y la psicología.

Esta disciplina intenta establecer las relaciones existentes entre la actividad de las estructuras cerebrales, la conciencia y las conductas del hombre. Para ello, se ocupa de describir la actividad de las funciones psicológicas complejas en situaciones de salud/normalidad.

También se ocupa de analizar y describir las alteraciones conductuales y las modificaciones en las estructuras cerebrales o en su química debido al sufrimiento de alguna lesión o patología, así como de las dificultades que puedan suceder durante el desarrollo.

Alexander Luria, padre de la neuropsicologíaLos orígenes

El médico ruso Alexander Luria ha sido considerado el padre de la neuropsicología. Algunos de sus aportes al campo de la neuropsicología han sido la descripción de las tres unidades funcionales del cerebro en las cuales se basa la actividad mental. Luria se ha ocupado de estudiar la organización de las estructuras cerebrales que explican el funcionamiento de los procesos psicológicos complejos o superiores (atención, emoción, percepción, memoria, pensamiento, lenguaje, aprendizaje, funciones ejecutivas, la capacidad de planificar o tomar decisiones).

Este autor ha retomado algunas ideas del psicólogo soviético Lev Semionovich Vigotsky, y a partir de ellas ha establecido algunos de los principios de la neuropsicología.

Los principios de la neuropsicología

Estas leyes o principios son:

  1. La génesis social de los procesos psicológicos superiores: que refiere a la idea de que estos procesos se originan a partir del contacto con otros semejantes (contacto interpersonal) que forman parte de una cultura en un determinado momento histórico. Luego, el individuo podrá desarrollar la función, por medio de un proceso llamado interiorización. Esta idea se conoce como Ley de la doble formación de los procesos psicológicos superiores. Denominación que debe adjudicarse a Jerome Bruner.
  2. La estructura sistémica de las funciones psicológicas superiores: estas funciones resultan de la actividad integrada de distintas partes del cerebro. Por lo tanto, se concibe al síntoma como reflejo de esta integración.
  3. La localización dinámica de las funciones: Siguiendo con la idea de sistema anteriormente postulado, este principio explica que no existe una ubicación diferenciada para cada una de las funciones (lo que ha sido llamado localizacionismo). Del mismo modo, una lesión o modificación en alguna de las estructuras cerebrales tendrá consecuencias en las otras partes del sistema.

Las funciones cerebrales superiores o procesos psicológicos complejos se caracterizan por ser específicas del hombre y producto de procesos de aprendizaje. Se diferencian de los procesos psicológicos elementales, éstos son compartidos por el hombre y las especies de animales mamíferos más evolucionados.

Las funciones elementales son formas más rudimentarias de motivación, atención, percepción y memoria que no resultan de procesos de aprendizaje, aunque sí pueden ser modificados por éste.

Aplicación de la neuropsicología

Un neuropsicólogo es un psicólogo o médico que se ha especializado en esta disciplina. Este profesional puede desempeñarse en ámbitos como el clínico, el académico o el de investigación.

Aplicaciones de la neuropsicologíaEl conocimiento propio del ámbito de la neuropsicología pude ser utilizado en diversos ámbitos. En la clínica se aplica en la evaluación, el diagnóstico, el tratamiento, la rehabilitación y/o la orientación del paciente, cuando ello sea necesario.

La Neuropsicología se ocupa del estudio de ciertas afecciones como las afasias o trastornos del lenguaje, apraxias o dificultades para desarrollar movimientos que posean un propósito, agnosias o incapacidad para reconocer ciertos estímulos, amnesias o trastornos de la memoria, alucinaciones o alteraciones de la percepción, distorsiones del esquema corporal, y problemas para el aprendizaje, incluyendo imposibilidades y dificultades en la lectura, escritura o cálculo (alexia, agrafia y acalculia).

También se ocupa del análisis de ciertas patologías neurológicas frecuentes, como por ejemplo diferentes tipos de lesiones o traumatismos cerebrales, algunas condiciones psiquiátricas como demencias o adicciones, afecciones al sistema nervioso central, y patologías degenerativas. Los conocimientos de este campo son utilizados para la recuperación y rehabilitación cognitiva, donde se intenta compensar o restituir la función afectada.

Podría decirse que la neuropsicología se opone al principio dualista cartesiano, ya que en esta disciplina prima una idea que comprende a las diversas partes y sus funciones, el sistema. Se trata de una perspectiva monista que intenta no perder de vista la correlación permanente entre cuerpo y mente que nos convierte en el todo integrado que somos.

Lic. Gretel B. Sabena, Psicóloga, UBA
Matr. Nac. 51.834
Buenos Aires

Busca tu Terapia