Aprendiendo reiki okuden, reiki 2

lectura de 5 minutos
...
Qué significa reiki okuden

Recuerdo que coincidiendo con un cumpleaños, sincronismo que era frecuente en eventos energéticos, me decidí a principios de siglo, a realizar este aprendizaje. Salí incrédulo.

Al día siguiente algo empujó una experiencia que me convenció, pero antes déjenme que comparta la magia de este nivel de aprendizaje. Magia, que como ven, no dejé que me contagiase aunque disfruté mucho y pude percibir en parte lo extraordinario del momento.

Las primeras etapas y experiencias en el mundo de Reiki, y lo más conocido, es ese Reiki de manos, donde suele aparecer camilla, receptor y el mal llamado emisor. Probablemente además una música relajante, fondo oriental y alguna planta al uso.

Más allá del escenario, lo primero que vive el reikista nivel es la sensación corporal, como decía un novicio que inicié en Italia, “Senti Dio nelle mani”, esto es, “sentir a Dios en las manos”. Es una hermosa forma de explicarlo: Empezar en el mundo de Reiki suele asociarse a un aumento intuitivo y equilibrio energético motivado por los tratamientos, un fortalecimiento, peor sorbe todo por la experiencia en las manos y quizás en otros lugares muy concretos del cuerpo de esa energía, llamada REI a la que nos conectamos.

Aprendiendo reiki okuden - más allá de las manosQué representa Reiki 2, Okuden

Pasada la etapa de lo inmediato, de asociar la conexión de Reiki con el desarrollo de la sesión de Reiki, aparece la idea de la relatividad del tiempo y el espacio, una vez comprendes el estado ilusorio, Matrix en términos occidentales, en la que vivimos. Y si, puedes comprender el concepto, incluso con ejemplos prácticos, no cabe duda. Otra cuestión es comprender que tu puedes jugar un papel fuera del plano ilusorio. El concepto de lo relativo e ilusorio en el espacio y el tiempo:

Se habla mucho del “presente”. Se ha confundido con la atención. Nadie puede situarse en un presente que se transforma constantemente en pasado. Apenas entiendes que estás en el presente, ya es pasado. Jamás puedes situarte en el presente, como mucho en la línea temporal sucesiva. Cada vez que dices “este es mi presente”, ya no existe, casi inmediatamente. Sin embargo sí puedes prestar atención a lo que sucede, a a tu respiración, o a lo que sea, y vivir plenamente la acción que sucede, en un proceso de atención puro sobre un objeto puro, seminal.

Cuando te das cuenta que no puedes seguir al presente, apenas recuerdas que el pasado tampoco existe, si seguimos la moda del New Age, y menos un futuro que nunca llega, parece que podemos marearnos, tal cual.

Si sabemos además que según la velocidad (Einstein) a la que procesemos la medición del tiempo, puede variar en la razón de 3 segundos / un siglo, y que eso, la medición temporal, depende del punto de vista o marco de referencia del observador, acabamos de relativizar, al menos el tiempo.

Que se relaciona con el espacio, pero sobre esto voy a aportar una observación escolástica del siglo XV: Si alguien desde una playa observa como avanza en el horizonte un barco, lógicamente en su marco de referencia, desde la playa, ve claramente cómo se mueve. Si el vigía bromista, lanza una piedra desde el mástil mayor a la cabeza del marinero que la descansa apoyado sobre ese mástil, al moverse el barco, observa una trayectoria de la piedra diagonal. Así es el dibujo que se observa de dicha trayectoria: \; y sin embargo nadie puede decirle al pobre que ha recibido la piedra del bromista, que la trayectoria ha sido una diagonal, ya que fue muy perpendicular sobre su cabeza! Si, ambos se movían en un marco de referencia, el barco, donde la caída en diagonal desde fuera de dicho marco, es interpretada como caída en vertical perfecta.

Así pues, esto y saber que casi no hay materia en el universo, según nuestra propia física, y lo que sí tenemos es mucha vibración y unión de positrones, da al traste con la percepción ordinaria de espacio y tiempo y en consecuencia, paso a lo relativo en nuestras percepciones y además, en la propia existencia real del espacio y del tiempo.

Espacio y tiempo pasan a ser creaciones para que nos movamos en este escenario con la percepción de límites, cuestión muy nueva para el Ser.

Y bueno, hasta aquí, uno entiende, pero como les decía, ¿cómo usa Reiki estas propiedades de la creación energéticamente? Pues parece que el hombre averiguó hace miles de años cómo hacer llegar la misma energía de esa camilla y esas manos de Reiki uno, a un espacio lejano y un tiempo lejano, sea hacia “adelante” o hacia “atrás”, por llamarlo de alguna forma.

En las formaciones se explica cómo, e incluso se realizan experiencias, pero creo que hasta que no lo compruebas fuera, cuesta de creer.

Ya no dependes de que la persona esté contigo para que reciba Reiki, ni siquiera de que esté viva, y puedes hacer envíos de energía hacia “adelante” en el tiempo y hacia “atrás”, que ya sabemos que son conceptos falaces, mediante un método que se adapta a estar realidad final, fuera de la ilusión.

Realmente impactante, y creo que en este nivel empiezas a comprender qué es Reiki. Mucho más que la camilla, ¡alguien que recibe y emite Reiki!


¿Te gustó el artículo?

Vota para ayudarnos a destacar y recomendar los mejores artículos:


Artículo publicado por AGT Asociación Gokai de Terapeutas el 18 Mayo 2018.